Última Hora

Internacional

Río de Janeiro vive oleada de apuñalamientos

En los últimos 13 días se han reportado 13 incidentes; un médico murió apuñaleado por dos adolescentes que intentaron robarlo su bicicleta.

AFP Agencia Hace 5/31/2015 4:11:00 PM

Dos estudiantes fueron apuñalados durante un intento de robo este fin de semana en Rio de Janeiro, elevando a 13 el número de personas agredidas con arma blanca en 13 días, entre ellas un hombre que falleció, en la ciudad que acogerá los Juegos Olímpicos de 2016.

Pedro Arthur Santa Cruz, de 18 años, fue agredido el sábado dentro de un tren en la zona norte de Rio durante un intento de robo y resultó herido en un brazo cuando intentó reaccionar, informó la policía este domingo.

El joven fue operado el mismo sábado y su vida no corre peligro, según  explicó la secretaría de Salud.

Otro estudiante de 19 años, Caio Alves, fue herido en el tórax y el cuello con un arma blanca cuando salía de una discoteca en el centro de la ciudad. El ladrón se llevó consigo su celular.

El caso más grave, sin embargo, ocurrió el 19 de mayo: Jaime Gold, un médico de 52 años, recibió tres puñaladas para robarle la bicicleta mientras paseaba por la laguna Rodrigo de Freitas. La víctima falleció horas más tarde en el hospital a causa de las heridas.

Esta agresión fue la tercera realizada con arma blanca a un ciclista en pocos días en la laguna, una de las zonas más turísticas y acomodadas de la ciudad y donde se disputarán las pruebas de remo en los Juegos-2016.

Además, dos turistas -una vietnamita y una chilena- fueron igualmente agredidas y robadas durante la misma semana en el centro de Rio, donde la seguridad ha sido reforzada con la llegada de 70 policías a caballo.

La muerte del médico provocó protestas ciudadanas contra la elevada tasa de homicidios en la ciudad organizadas por la ONG Rio de Paz.

Desde 2007, la sede de los próximos Juegos Olímpicos ha registrado 50.000 homicidos, según las estadísticas oficiales, la mayoría de ellos con armas de fuego.

Las autoridades de la ciudad emprendieron una política de "pacificación" de las favelas a partir de 2008 con el objetivo de ofrecer una mayor seguridad tanto para el Mundial-2014 como para los Juegos Olímpicos de 2016.

Pero la implantación de los servicios base prometidos (guarderías, escuelas, hospitales, etc...) no se ha cumplido, frenando así la mejora de las condiciones de vida en las favelas y de la lucha contra la violencia, según los expertos.