Última Hora

Jorge Hidalgo, el presidente interino de la Fedefutbol, sigue defendiendo al fútbol de Costa Rica, el cual –según dice– “no está sucio”, a pesar de la detención de Eduardo Li en Suiza por sospechas de corrupción.

“El arresto de Eduardo no tiene nada que ver con el fútbol”, dijo el abogado, quien además afirmó que el ente federativo no ha sido sobornado.  

Hidalgo explicó que en el 2012 se recibían $27.500 dólares mensuales por parte de Traffic, por lo derechos de transmisión de los partidos de La Sele a nivel internacional.

“Hemos entregado documentación y vamos a seguir entregando para que se demuestre que este dinero ingresaba al flujo corriente y normal de la Federación y que nunca fue girando ni a don Eduardo ni a ninguna otra persona”, aseguró.

Asimismo, fue claro en mencionar que “no ha valorado” la posibilidad de que el actual Comité Ejecutivo de la Fedefutbol tenga que ser cambiado. Según él, esta postura sería “incorrecta”.