Última Hora

Diez alumnos de la Universidad Nacional (UNA) dejaron de lado limitaciones económicas, geográficas y personales para convertirse en estudiantes destacados.

Cada uno de ellos tiene su propia historia, pero todos tienen algo en común: la superación.

Estos estudiantes destacan por sus promedios, sus aportes, sus méritos o por ser un modelo para la comunidad estudiantil. En ellos no hay limitaciones geográficas o personales que valgan.

Shameila Serru dejó a su familia y amigos en Talamanca para estudiar inglés. Diana Vindas ve a su hija sólo dos veces por semana, ya que se trasladó de Sarapiquí a Heredia para estudiar Administración de oficinas.

Un caso similar es el de Kimberly Moreira, quien hace 10 años se dedica al arbitraje y participa en competencias internacionales de la FIFA.

La UNA realizó el reconocimiento a los estudiantes este miércoles en el Colegio de Periodistas.