Última Hora

Una perrita en Alajuelita es la encargada de acompañar a los muertos desde la vela, la misa y hasta el cementerio.

Pero no solo eso, ella también espera hasta que pongan el último ladrillo para irse tranquila.  Se llama Canela y tiene 10 años de vivir en el parque de Alajuelita.