Última Hora

Odir Jacques es un técnico que juega a ganar las finales, por lo menos eso señala su historia.

Cuando ha estado al frente del Club Sport Herediano el estratega solo conoce un empate, precisamente el de este martes, y una derrota en las finales de 1978, 1981, 1985, en el Torneo de Verano del 2012 y el 2015.

Mientras tanto, el registro de Óscar Ramírez siguen prevaleciendo los empates, especialmente cuando el rival en estas instancias es el Club Sport Herediano.

Jacques ha dirigido nueve partidos finales con Herediano, donde saldó siete triunfos, un empate y una derrota para un rendimiento del 81,4%.

Por su parte el Macho, ante tres rivales diferentes, estuvo al frente del cuadro manudo en 13 juegos y registra tres triunfos, nueve empates y una derrota para un rendimiento de 46,1%.

Esta es una señal inequívoca de que Ramírez sabe manejarse con el marcador empatado, mientras que Odir posiblemente si hace valer esta estadística, buscará la victoria en el encuentro de este sábado.