Última Hora

Tanto Alajuelense como Saprissa deberán tener cuidado con las amarillas, pues cinco de sus jugadores están al borde de quedar fuera por acumulación de tarjetas.

Por el bando morado, Néstor Monge, Ariel Rodríguez y Deyver Vega, juegan al filo de la navaja y de ver otra amarilla mañana se perderían un eventual primer juego de la final nacional.

Mientras que Johan Venegas y Armando Alonso deberán cuidarse de no ser amonestados en Alajuelense pues estarían ausentes del primer juego de la final.

Pero este cuidado no solo se traslada al clásico, pues Herediano y Santos también cuentan con jugadores que juegan al límite de tarjetas amarillas.

Los florenses son los más afectados al contar con Esteban Granados, Edder Nelson y Gavilán Gómez al borde de perderse un juego.

Mientras que en Santos solo se podría perder un primer juego de la final, el delantero Andrey Francis.