Última Hora

Seis temblores se encargaron de darle una noche y madrugada movida al Pacífico norte costarricense.

El primero y más fuerte de los movimientos ocurrió a las 9:10 de la noche. El sismo alcanzó la magnitud de 4.5 grados y se originó frente a Cabo Velas, en Guanacaste.

Después de ese movimiento ocurrieron cinco más, el más reciente a las 4:19 de la mañana con magnitud de 4 grados.

Llama la atención la relativa superficialidad de los eventos. Los movimientos que no reportan daños se originaron a entre 10 y 30 kilómetros de profundidad.

El Pacífico norte presenta una actividad constante en los últimos dos meses.

En abril, solo al sur de la península de Nicoya se registró un enjambre que superó los 100 sismos en el mes.