Última Hora

Un padecimiento que sufren tres de cada diez mujeres embarazadas, puede provocar que el periodo de gestación esté cargado de malestares.

La escena de vómitos es común en las mujeres embarazadas, ¿pero se imagina que se repita unas 30 veces al día?

Eso es precisamente lo que provoca la hiperémesis gravídica: un padecimiento que convierte los desmayos, las náuseas y dolores de cabeza en algo permanente durante el embarazo.

La deshidratación y la pérdida de peso provocan que la mujer en muchas ocasiones deba permanecer internada durante la primera parte de la gestación.

En otros países algunas no encuentran más opción que interrumpirlo.

Y aunque parezca una broma, se han registrado muchos casos en los que la pareja de la mujer con este padecimiento también presenta los síntomas. Como si el hombre también estuviera embarazado.

Los doctores aseguran que a partir del cuarto mes de embarazo, los síntomas disminuyen.