Última Hora

Con radios de comunicación supuestos vendedores de droga eran alertados sobre la presencia policial en el Erizo de Alajuela.

Las dos de la madrugada de este miércoles fue la hora estratégica que les permitió a los agentes del Organismo de Investigación judicial (OIJ) de Alajuela, ingresar al corazón del Erizo en Alajuela.

Y es que tras varios meses de investigaciones los agentes detectaron que una red de vigías conocidos también como “campanas”, utilizaban radios de comunicación para alertar sobre la presencia policial.

En total 90 policías ingresaron al lugar y allanaron cuatro ventas de droga que a su vez, en apariencia, funcionaban como bunkers para el consumo de crack.

En el operativo detuvieron a dos sospechosos uno de apellido Salazar alias “lobo” y otro Campos, alias “momia”.

En una de las casas allanadas la policía encontró uno de los radios portátiles que utilizaban para comunicarse.

Además encontraron una escopeta calibre 12, una importante cantidad de crack y dinero en efectivo.

Otros cuatro hombres permanecen en fuga, pero ya están en la mira del OIJ de Alajuela.