Última Hora

La Selección Nacional empató este martes sin goles ante Inglaterra en el estadio Mineirao de la ciudad de Belo Horizonte, y se aseguró el liderato del llamado grupo de la muerte del Mundial de Brasil 2014.

El buen desempeño de la Tricolor ya no sorprende ni a propios, ni a extraños.

La revelación de los ticos es una realidad y logró sumar siete puntos contra tres selecciones excampeonas del mundo.

Tras las victorias ante Uruguay (3-1) e Italia (1-0), el técnico Jorge Luis Pinto apostó por las variantes en la alineación titular.

El colombiano dio entrada en el once a Roy Miller y Randall Brenes, quienes sustituyeron a Umaña y Bolaños.

Sin embargo, la receta táctica de la “Sele” fue la misma. Solidez defensiva con línea de cinco, así como talento al atacar en contragolpe con jugadores como Ruiz y Campbell.

Por su parte, Roy Hodgson, técnico de Inglaterra -equipo que ya quedó eliminado- también dio oportunidad a jugadores que no habían tenido minutos. Figuras como Gerrard y Rooney esperaron en el banquillo y no tuvieron participación.

Fueron los ingleses quienes tuvieron la primera opción clara de gol. Al minuto 11’, Jack Wilshere sirvió un pase para Sturridge que remató desviado de pierna izquierda.

La Tricolor, que manejó los tiempos del partido, respondió al 22’ con un tiro libre de Celso Borges que se estrelló en el travesaño.

Tras esa acción de peligro, se desató una lucha intensa en el medio campo y las opciones para anotar se difuminaron hasta el epílogo de la primera parte, cuando el “Chiqui” tuvo una clara frente al arquero Forster, sin embargo su disparo se estrelló en los defensores ingleses.

Luego del descanso, Keylor Navas evitó la anotación de los ingleses al interceptar un centro de Adam Lallana.

La “Sele” buscó la ofensiva, pero el buen planteamiento defensivo de los dirigidos por Hodgson, impidieron que primero Campbell y Ruiz, y luego Bolaños y Ureña, que ingresaron de cambio, pusieran en apuros la cabaña inglesa.

Más bien, fueron los ingleses quienes insistieron en el ataque pero el buen desempeño del guardameta nacional, dio seguridad durante los 90 minutos.

Bien lo dijo Ruiz tras la victoria ante Italia: “En el grupo de la muerte los muertos son otros”. La que llamaron “cenicienta”, la “Costa pobre”, la “selección más débil”, se ha consolidado como una de las más fuertes en Brasil.

Tras 24 años, Costa Rica estará en octavos de final de un Mundial, después que en Italia 90 cayera ante Checoslovaquia. El rival se definirá más tarde.