Última Hora

En el año 2008 un error de un joven ocasionó un accidente de tránsito y una persona perdió la vida.

Durante estos años se realizó el juicio en su contra por un homicidio culposo, pero lo que sorprendió a muchos fue lo que sucedió al final.

Doña Isabel, la madre del hombre que perdió la vida se convirtió en el mejor abogado que tuvo el imputado. El hecho se dio un 24 de julio del 2008 en la carretera General Cañas.

En este incidente un joven de 18 años cometió una imprudencia al ir contravía y ocasionó el aparatoso accidente. 

“Uno con ese golpe no tiene tiempo de culpar a nadie. Desde el principio yo quería decirle al muchacho que fue un accidente. Al vernos nuestra primera reacción fue llorar, lloramos juntos”, expresó la mujer.

La mujer asegura que no le gustaría ver a otra familia sufriendo porque su hijo está en la cárcel.

Ejemplos como este demuestran que perdonar si es posible, que le permite a las personas tener una mejor calidad de vida y paz en su corazón.