Última Hora

Campeón sin suerte no es campeón, Pelé lo demostró en Suecia 58’ cuando en semifinales se encontró un balón suelto en el área de Francia y anotó para sentenciar el encuentro.