Última Hora

En las últimas horas del lunes, el Gobierno y los sindicatos de educadores firmaron un documento que acabó con las cuatro semanas de huelga por el problema en el pago de salarios. Con la mediación del arzobispo José Rafael Quirós, se logró que las partes se pusieran de acuerdo.

El principal compromiso del Gobierno es pagar los salarios pendientes, como recargos o aumentos de lecciones, en un plazo de 72 horas.

Además, a más tardar el 15 de junio se entregará a los educadores una ficha o acción de personal que muestre el desglose del salario que se les paga.

En el acuerdo firmado también se encuentra el compromiso de crear una comisión que verificará el cumplimiento.

Además, se establece que no se afectarán ni las vacaciones de 15 días en julio, ni tampoco las de fin de año en diciembre, el calendario terminará en la fecha prevista.

Tampoco habrá sanciones o rebajos de salario para los educadores que apoyaron la huelga.

Sin embargo, por ahora está pendiente el cómo se van a reponer las lecciones pérdidas. Al parecer, el Ministerio de Educación Pública (MEP) y los sindicatos tienen que reunirse para hablar de esto.

Por ahora tampoco se conoce si los temarios de los exámenes de bachillerato podrían ser recortados, como solicitaron al MEP algunos estudiantes.