Última Hora

A las nueve de la noche el Teatro Nacional vio salir a muchos costarricenses satisfechos de un espectáculo impecable.

Los más de 20 bailarines rusos entregaron lo mejor de sus pasos para que todos disfrutaran de la presencia del “Lago de los Cisnes”, en nuestro país.

La función, la primera de dos que tendrán en Costa Rica, contó con casa llena y con grandes razones para entregar muchos aplausos en varias ocasiones.

Russian Classical Ballet les entregó a los asistentes la adaptación del repertorio del Ballet Clásico. Mismo que se estrenó por primera vez en 1877. Fue hasta 1895 que logró convertirse en el éxito tal y como lo conocemos hoy.

Ojos románticos de muchos niños y la mirada soñadora de los adultos se podían ver mientras el montaje de cuatro escenas y dos actos.

Esta noche el Teatro Nacional será sede de la segunda función, misma que también está por completo agotada en todas sus localidades.