Última Hora

En el Caribe de nuestro país, hay un lugar como pocos en el mundo: le hablamos de un santuario de osos perezosos. Más de cien animales han sido rescatados de las agresiones provocadas por el mismo ser humano, y ahora estos mamíferos enfrentan peligros latentes que se convierten en una verdadera amenaza.