Última Hora

Estas mujeres no quisieron que les regalaran el pescado, sino más bien que les enseñaran a pescar. Sus historias de superación son chispas que pueden encender sus ideas para un negocio propio.