Última Hora

A 42 metros de altura y en medio de una selva tropical, tres torres permiten tener un laboratorio verde en uno de los lugares menos investigados por el hombre: el Dosel del Bosque.