Última Hora

Las familias de clase media, tendrá la posibilidad de cumplir su sueño de tener casa propia, gracias al nuevo bono diferido de la Mutual Alajuela.

Los hermanos Danny y Brandon Arrieta y su madre Patricia Sánchez, pasaron de pagar 200 mil colones mensuales de alquiler a amortizar un préstamo para pagar su casa propia.

Ellos son los primeros beneficiados con el nuevo bono diferido. Se trata de un aporte parcial del estado a la amortización del préstamo, que permitirá disminuir la cuota.

Por ejemplo, si la cuota es de 320 mil colones, el estado aportará unos 80 mil colones mensuales durante 4 años.

La Mutual Alajuela será la primera entidad que brindará los préstamos.

El bono está dirigido a familias con un ingreso bruto entre los 600 mil y el millón trescientos cincuenta mil colones, sin casa propia.

Para el 2013, el Grupo Mutual pondrá 12 500 millones para crédito y el gobierno aportará 1 250 millones, con lo que se espera beneficiar a más de 500 familias.