Última Hora

Mientras la mayoría de nosotros duerme,  Nelson Ramírez  ya se encuentra estudiando y entrenando para competir en los World Skill Games; el defenderá a nuestro país en la categoría de confitería.

El hecho de que sea una dulce disciplina, no significa que no sea una competencia ardua y exigente. 

“Amanezco en el trabajo  a las  5 a.m. salgo y después a las 7:30 a.m. comienzan las clases, me voy como a las 3 p.m., ceno, duermo un rato y me voy a las 9 al trabajo”, expresó Ramírez.

Con semejante carga de trabajo, es fácil rendirse o dejar que un alumno se rinda, pero ni Nelson claudica, ni su madre lo deja, aunque sea difícil presionarlo.

Según el joven, durante la competencia deberá realizar seis pruebas, en las categorías moldeado de mazapán, confituras, postre, entremés.

Para este competidor su hija y su familia son sus fortalezas.