Última Hora

Este 26 de marzo se cumplen dos años de la firma de la ley 9028, la ley antitabaco.

El texto prohíbe, entre otras cosas, fumar en sitios públicos y aumentó a 21,30 colones el impuesto que se paga por cada cigarrillo.

En el 2012, el Ministerio de Hacienda recaudó 19 mil 851 millones colones por este impuesto, en el 2013, la cifra subió a 36 mil 575 millones y en el 2014 ya se han recaudado 1.378 millones de colones.

Pero aunque la recaudación aumentó, algunos sectores aseguran que la evasión sigue siendo el principal problema de la industria.

Y ponen su mira en un sistema de rastreo llamado Scorpios, que le permite a las autoridades saber cuáles cajetillas pagaron impuestos.

Con sólo un scanner, podrían saber en cuestión de minutos si hay o no evasión de impuestos.

El sistema Scorpios está siendo analizado desde el  2013, incluso funcionarios de Hacienda viajaron a Brasil para estudiar el tema, pero el ministerio asegura que no es una prioridad.

Implementar el proyecto en el país costaría unos 2 millones y medio de dólares por año.

A pesar de lo costoso, la Red Antitabaco asegura que la recaudación de impuestos se duplicaría, ya que la evasión, según ellos, ronda el 50%.

La Tabacalera Costarricense afirma que los controles actuales por parte de Hacienda son suficientes y que el sistema de rastreo es innecesario.

Esta empresa sostiene que Hacienda debe enfocarse en combatir el contrabando, que según ellos ronda el 19%.