Última Hora

A eso de las 12:30 del mediodía, la manifestación de sindicalistas se diluyó en las cercanías de Casa Presidencial.

Pese a ello, durante la mañana, varias escuelas de la capital permanecieron cerradas, ya que la mayoría de educadores no asistieron a clases pero no muchos se sumaron a la protesta.

Escuelas como la Jorge Debravo, en Hatillo 8, no abrieron del todo sus puertas.

En el liceo Brenes Mesén, en Hatillo centro solo dos profesores impartieron lecciones, mientras que en la escuela República de Argentina, en Barrio México, solo fueron la directora y los asistentes.

En la escuela Abraham Lincoln, se ausentaron el 70% de los profesores y el resto esperaba unirse a la manifestación a eso del mediodía.

El apoyo a la marcha en el centro de San José por parte del sector educación no se sintió en gran medida.

El principal reclamo de los educadores es el aumento del 0.43% hecho por decreto al sector público.