Última Hora

Siempre la llegada de Expo móvil nos hace soñar con manejar un carro último modelo. Pero fíjese que a veces un buen carro sale del lugar menos esperado, como le pasó a este hombre.

Donde exista chatarra es posible que lo encuentre a él. Porque es en los pedazos de metal donde pocos hallarían interés; que él encontró sus dos joyas más preciadas.

 Con mucho ingenio y dedicación las convirtió en bellezas rodantes.