Última Hora

Internacional

Sospechan que 7 elefantes muertos en Indonesia fueron envenenados

Grandes extensiones de los bosques tropicales fueron destruidas en los últimos años para instalar plantaciones.

AFP Agencia Hace 2/24/2014 6:33:00 AM

YAKARTA, 24 febrero 2014 (AFP) - Siete elefantes fueron encontrados muertos en Sumatra (oeste de Indonesia) y se cree que fueron envenenados, como sucedió en casos anteriores, afirmó el lunes un responsable local.

Decenas de elefantes murieron después de ser envenenados en los últimos años en la isla de Sumatra, donde los paquidermos se ven amenazados por la rápida expansión de las plantaciones de aceite de palma, fatales para su hábitat.

Los últimos muertos fueron una hembra adulta, cinco machos adolescentes y un macho pequeño, dijo el portavoz de la agencia local de la fauna, Muhamad Zanir.

Los cadáveres de estos animales fueron descubiertos el 16 de febrero fuera del Parque Nacional Tesso Nilo, y se cree que habían muerto cinco meses antes, agregó.

"Hay señales de que fueron envenenados. Algunas personas pueden considerar que los elefantes son una amenaza para sus plantaciones de aceite de palma y los envenenan", señaló.

Aunque a menudo se hallan elefantes muertos en Sumatra, es raro encontrar tantos al mismo tiempo.

Grandes extensiones de los bosques tropicales fueron destruidas en los últimos años para instalar plantaciones.

Si bien muchas concesiones otorgadas a las compañías que producen aceite de palma se encuentran fuera de Tesso Nilo, en la provincia de Riau (este de Sumatra), muchos aldeanos continúan instalando plantaciones adentro del parque, afirmó una portavoz del WWF (Fondo Mundial para la Naturaleza), Syamsidar.

A veces, los cazadores furtivos también matan a estos animales --los elefantes más pequeños del continente asiático-- por sus colmillos de marfil, que tienen una gran demanda en la medicina china.

El WWF afirma que sólo quedan entre 2.400 y 2.800 elefantes en Sumatra, y que a menos que se detenga la destrucción de su hábitat, corren peligro de extinción en menos de 30 años.