Última Hora

Los más de 5.500 kilómetros de distancia que hay entre su casa en La Plata Argentina, y la zona sur de nuestro país, no impidieron que Camilo Rodríguez votara.

Además del largo vuelo entre Argentina y Costa Rica, Camilo tuvo que cabalgar durante hora y media para llegar hasta la Escuela de Abrojo Montezuma, en una zona indígena ubicada en Corredores.

Camilo es un ejemplo de responsabilidad cívica, de ese deber que todos los ciudadanos costarricenses tienen de participar activamente en esta fiesta democrática.