Última Hora

Otros deportes

Napoli volvió a pegar jonrón decisivo y Medias Rojas toman ventaja

La victoria permitió a los Medias Rojas ponerse con la ventaja de 3-2 en la serie que disputan al mejor de siete.

Agencia EFE Hace 10/18/2013 7:40:00 AM

 Houston (EEUU), 17 oct (EFE).- Una vez más, Mike Napoli encontró la manera de hacerle daño con su bate a los Tigres de Detroit al pegar jonrón monumental que abrió el camino del triunfo de su equipo de los Medias Rojas de Boston que ganaron por 4-3 el quinto partido de la Serie de Campeonato de la Liga Americana.

La victoria permitió a los Medias Rojas ponerse con la ventaja de 3-2 en la serie que disputan al mejor de siete y el sexto partido se jugará el sábado en su campo del Fenway Park, de Boston, donde podrían asegurar el pase al "Clásico de Otoño".

El abridor Max Scherzer será el que tenga la responsabilidad de evitar la eliminación de los Tigres y Clay Buchholz buscará conseguir la victoria que necesitan los Medias Rojas para clasificar a la Serie Mundial.

El relevista japonés Junichi Tazawa volvió a dominar al tercera base venezolano Miguel Cabrera en un turno crucial, y también fue decisivo en el triunfo de los Medias Rojas.

Los Medias Rojas volverán al Fenway Park para el sexto juego, previsto para el sábado. Max Scherzer lanzaría por los Tigres, frente a Clay Buchholz.

Cabrera fue retirado en el plato en la primera entrada, lo que impidió un racimo de los Tigres, y bateó para doble matanza ante el japonés Tazawa en la séptima, cuando había corredores en las esquinas.

Los Tigres anotaron una carrera gracias a una rola por tierra, pero los Medias Rojas quedaron felices de que ese fuera todo el daño que les infligiera el venezolano.

Todo lo contrario de lo que sucedió con Napoli abrió un ataque de tres carreras en el segundo acto, con un vuelacerca frente al abridor venezolano Aníbal Sánchez, por todo el jardín central.

Los abridores de los Tigres habían permitido sólo tres carreras en 27 entradas, durante los primeros cuatro juegos de esta serie.

Después de lanzar seis episodios sin hit en el primer encuentro, esta vez Sánchez permitió cuatro carreras --tres limpias-- en seis entradas, cedió nueve imparables y sacó cinco ponches.

Por su parte, Jon Lester toleró dos carreras y siete indiscutibles en cinco actos y un tercio. Dio tres bases por bolas y abanicó a tres bateadores rivales.

El bullpen de los Medias Rojas logró apenas resolver el juego, cuarto que se define por una sola carrera en la serie.

"Hay probablemente una razón por la que no tengo cabello", dijo el segunda base estelar de los Medias Rojas, Dustin Pedroia. "Esto es estresante".

Los Tigres estaban abajo en la pizarra (4-2) en el séptimo episodio, cuando colocaron a corredores en primera y tercera sin out, tras sencillos del campocorto cubano José Iglesias y del jardinero derecho Torii Hunter.

Cabrera, que se ponchó cuando había corredores en las esquinas ante Tazawa en la octava entrada del tercer juego --una derrota por 1-0-- pegó esta vez un roletazo débil a la intermedia, para una doble matanza.

Ahí los Tigres tuvieron la última oportunidad de conseguir la remontada porque luego el relevista Craig Breslow retiró al primer base Prince Fielder, que está metido en un bache de bateo, para poner fin a la séptima entrada, y sacó el primer "out" de la octava.

Breslow dejó el puesto al cerrador japonés Koji Uehara que se encargó de sacar los cinco últimos "outs" del partido de forma consecutiva y logró el rescate.

La derrota dejo a los Tigres a la suerte de lo que pueda hacer el abridor Scherzer, que durante la temporada regular consiguió marca de 21 triunfos, y tratará de ser una vez más el salvador del equipo.

El veterano manejador de los Tigres también tendrá disponible a partir del séptimo episodio por si fuese necesario a otro abridor estelar como es Justin Verlander.

Pero, los Tigres, en Boston, jugarán sin su receptor Alex Ávila, que abandonó el encuentro después de la parte alta de la cuarta entrada, por un tirón en la rodilla izquierda.

Los Medias rojas tuvieron la ventaja sólo en cuatro de las 36 entradas de los primeros cuatro partidos, pero encontraron la manera de conseguir dos triunfos que los acercaron un poco más a la Serie Mundial.