Última Hora

Desde años atrás se arrastra mitos y malos hábitos con respecto al lavado de dientes.

La mala técnica produce que las encías se retraigan, y que el lavado no sea tan efectivo.

También existe el problema de que se hace caso omiso a la recomendación de cambiar el cepillo cada tres meses, o cuando las cerdas se abren y esto no debería ser negociable.

Estos hábitos muy sencillos que le ayudarán a mejorar su salud bucodental.