Última Hora

La Cámara Nacional de Turismo, Canatur, asegura que la actividad en Vara Blanca, Poás y Sarapiquí transcurre con total normalidad.

Esto a pesar de que hace una semana el paso está interrumpido por el puente bailey que fue arrastrado por una cabeza de agua, en la Catarata la Paz.

Pero los hoteleros de la zona consideran que más que los trabajos en el puente, el temor de los turistas a visitar la zona es lo que más los ha afectado.

Por ejemplo, para llegar a Sarapiquí se puede transitar por la ruta 32, por Bajos del Toro o por San Carlos. Pero el aumento en los tiempos de viaje desmotiva a muchos turistas.

Canatur solicitará al Ministerio de Obras Públicas y Transportes el plan de trabajo en la zona, para convertirse así en fiscalizadores de las obras.

Según informó el Conavi, el paso de vehículos por el puente sobre el Río La Paz se habilitará nuevamente en tres semanas, ya que es necesario estabilizar la carretera.