Última Hora

Internacional

Decenas de estadounidenses son reclutados por la Shebab somalí

Decenas de estadounidenses se han visto atraídos a dejar el confort de sus hogares para unirse a la Shebab somalí, el grupo insurgente islamista responsable...

AFP Agencia Hace 9/24/2013 5:22:00 PM

Decenas de estadounidenses se han visto atraídos a dejar el confort de sus hogares para unirse a la Shebab somalí, el grupo insurgente islamista responsable del sangriento ataque al centro comercial en Kenia.

Mientras que el FBI declaró este martes que no habia sido capaz de confirmar las informaciones de que dos o tres estadounidenses se encontraban entre los hombres armados del centro comercial Westgate de Nairobi, las noticias han mantenido a la comunidad somalí en Estados Unidos en la mira.

Especialmente tras que el ministro de asuntos exteriores keniano, Amina Mohamed, dijera que al menos uno de los jóvenes provenía de Minnesota, la mayor comunidad somalí en Estados Unidos.

Más de 20 jóvenes han sido reclutados por la Shebab en Minnesota, donde el FBI lleva a cabo una investigación denominada "Operation Rhino".

"Todavía es una investigación abierta, lo ha estado durante años", declaró el portavoz del FBI, Kyle Loven, a la AFP.

"La verdadera Disneylandia"
Al menos dos de los estadounidenses se convirtieron en terroristas suicidas - Shriwa Ahmed fue el primero al conducir un camión cargado de explosivos contra una oficina de la Puntland Intelligence Service en 2008- y varios otros han sido asesinados en la brutal guerra civil de Somalia.

Tres de los "mártires" de Minnesota aparecían en un largo video de reclutamiento publicado en línea por el grupo vinculado a Al Qaida a comienzos de este año.

"Este es la verdadera Disneylandia", afirmó Troy Kastigar -el único no somalí entre los reclutados- en un vídeo obtenido por KMSP news. "Tienes que venir aquí, unirte a nosotros y encontrar el placer en esta diversión".

La invasión de 2006 de Somalía por el ejército etíope fue un gran factor a la hora de reclutar a los Shebab somalí estadounidenses, afirma Peter Bergen, director de la New American Foundation.
Los jóvenes hombres fueron atraídos a proteger su tierra de origen de un "ejército de cruzada", escribió Bergen en un editorial publicado en la página CNN.com, apuntando a que Etiopía es predominantemente cristiana.

Las autoridades estadounidenses han sido capaces de localizar y procesar a algunos de los que ayudaron a conseguir dinero para la Shebab o reclutar a otros en los últimos años, lo que incluye a ocho personas procedentes de Minnesota que recibieron largas sentencias como resultado de la Operación Rhino.

Dados cuantos ciudadanos estadounidenses se han sentido atraídos por la Shebab u otros grupos militantes, es sólo una cuestión de tiempo antes de que alguno ataque Estados Unidos, afirma William Banks, director del Instituto para la Seguridad Nacional y la lucha contra el Terrorismo de la Universidad de Siracusa.

Amenaza más seria que hace una década
"Hemos tenido muchos éxitos de la inteligencia y las fuerzas de seguridad y hemos sido extremadamente afortunados", comenta en una entrevista telefónica. "Las oportunidades de ser afortunados para siempre no son tantas".

Mientras está claro que las capacidades de Al Qaida han sido "degradadas" por las ofensivas estadounidenses, Bank advirtió que la amenaza del terrorismo es más seria que hace una década.

"Es más difusa, es más difícil de señalar, las habilidades y facilidad del entrenamiento se están expandiendo gracias a Internet, así como el desarrollo de las cibercapacidades que permitirán a los individuos o los grupos atacar desde lejos".

Los líderes religiosos somalíes en Minnesota condenaron la violencia en Kenia y repitieron sus llamados a que los jóvenes rechacen el extremismo.

"Este escandaloso acto de violencia no tiene lugar en el Islam", afirmó Abdisalam Adam, de la Sociedad Islámica Cívica estadounidense, en una conferencia este lunes.

Sin embargo, los inmigrantes somalíes no son los únicos ciudadanos estadounidenses que se unieron a Shebab.

Una investigación del congreso de 2011 encontró que al menos 15 estadounidenses han sido asesinados luchando en la Shebab y al menos otros 21 "permanecen en paradero desconocido y suponen una amenaza directa para la oficina de seguridad nacional".

El reclutado de más alto perfil fue el "rapero yihadista" nacido en Alabama Omar Hammami, que fue asesinado a comienzos de este mes tras pelearse con el líder de la Shebab, Ahmed Abdi Godane.

Nacido en 1984 de madre bautista con raíces irlandesas y padre musulmán de origen sirio, Hammami se trasladó a Somalia en 2006.

Se convirtió en uno de los mayores luchadores extranjeros de la Shebab y reclutó a jóvenes con sus canciones y videos en inglés utilizando el rap como vía de expresión.

El militante aparecía en videos donde promovía de forma entusiasta la batalla de la Shebab para derrocar al gobierno respaldado internacionalmente en Somalia.