Última Hora

Un nutrido grupo de vecinos de localidades como Tarbaca, Aserrí, la Zona de los Santos, Acosta y San Gabriel, mantiene el bloqueo sobre la ruta que comunica Aserrí con Acosta.

Ellos reclaman la intervención inmediata del Consejo Nacional de Vialidad (CONAVI), para realizar una ampliación de la vía, la cual es definida como una bomba de tiempo.

Los constantes deslizamientos y la peligrosidad de transitar por esta carretera llevaron a los vecinos a realizar el bloqueo. El cual se mantiene pese a que ya negociaron con autoridades del CONAVI, sin éxito.

El encuentro se llevó a cabo en el Salón Comunal de Tarbaca. Víctor González, alcalde de Aserrí, dijo que el CONAVI está en disposición de dar la orden de inicio para los trabajos, pero no hay garantía de que la empresa los lleve a cabo.

"El acuerdo es que va a venir el director del CONAVI con un representante de la empresa; porque sino la empresa recibe la orden de inicio, se acoge al derecho de decir que no, y solo les ponen una sanción", dijo.

"En tres kilómetros hay cinco deslizamientos. Nosotros entendemos que hay que dar tiempoa las autoridades, pero tres años es mucho", reclamó el alcalde.

Si el director del Consejo, Cristan Vargas, llega al lugar los vecinos levantarán el bloqueo. Eso sí, lo harán teniendo la garantía de que darán orden de inicio y que la empresa acepta hacer los trabajos.

Ellos piden una intervención en todos los deslizamientos y el compromiso de cumplir con demarcación y muros de contención.

Esta protesta afecta a vecinos del sector, principalmente de la Zona de Los Santos, quienes pese a ello no se mostraron disconformes, pues esperan cambios en la vía, que califican como una bomba de tiempo para quienes viajan por ahí.

Carlos Vargas, uno de los afectados, asegura que esta medida es la respuesta desesperada antes de que se deba lamentar una muerte.

La presa continúa creciendo desde el sitio del bloqueo, y además hay un grupo importante de personas que bloquea el paso por el sector de San Gabriel.

Al inicio de las conversaciones, Eugenia Sequeira, ingeniera del CONAVI, dijo que los trabajos podrían iniciar en dos semanas.