Última Hora

Cientos de costarricenses celebraron por lo alto este martes, la clasificación de Costa Rica al Mundial de Brasil 2014.

El Parque Central, las afueras de Teletica, la Fuente de la Hispanidad, y muchos parques en diferentes localidades del país, se convirtieron en lugares de festejo.

Caravanas, banderas, pitos y la inconfundible roja de los ticos, inundó las calles de un país que se emociona por conseguir la cuarta visa para asistir a la máxima cita del fútbol.

Muchos aficionados, incluso se creyeron lo del asueto del miércoles, que en algún momento estuvo en los planes de la presidenta Laura Chinchilla, pero que fue descartado minutos antes de que iniciara el partido en Jamaica.

En fin, una celebración sufrida y merecida, sana y sin disturbios, que permite a cuatro millones de ticos, amanecer un miércoles con una sonrisa de oreja a oreja.