Última Hora

La tradición culinaria costarricense también se vive en el Caribe. Rodeada de coco, tomillo y chile panameño.

Pero la experiencia que queremos proponerle no termina con degustar el platillo, que por dicha ya podemos disfrutar en San José, sino se extiende por la ruta 32, atraviesa el Braulio Carrillo y llega hasta la cocina de doña Patricia. Hay que comerlo allá, donde vive la tradición.

Y es que junto a los tamales, el gallo pinto y la olla de carne viven las tradiciones caribeñas, las del otro lado del país, las de Limón, las del sentimiento afrodescendiente, que también es Costa Rica.

Venga, disfrute de Limón, de sus playas, de sus montañas, pero también de su gente bella, de sus ricas tradiciones y del ser costarricense con sabor limonense.