Última Hora

Tailandia decidió este martes prohibir el glifosato y otros dos pesticidas considerados peligrosos a partir del 1 de diciembre pese a las protestas de agricultores locales.

La agricultura emplea al 40% de la población tailandesa. El país del sudeste asiático es uno de los grandes exportadores mundiales de arroz y azúcar, pero también uno de los mayores consumidores de pesticidas, cuyo uso está cada vez más prohibido o progresivamente eliminado en todo el mundo debido a su toxicidad.

La Comisión sobre sustancias peligrosas de Tailandia ha aprobado la prohibición del glifosato, el clorpirifos y el paraquat. "La prohibición entrará en vigor el 1 de diciembre", declaró a la prensa el presidente de la comisión, Panuwat Triangjulsri, representante del ministerio de Industria.

El paraquat, un herbicida considerado "altamente tóxico" por los centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, está prohibido en la Unión Europea desde 2007.

En cuanto al clorpirifos, los estudios han vinculado este plaguicida con retrasos en el desarrollo de los niños. Por su parte, el glifosato es considerado cancerígeno por sus detractores.