Última Hora

La peculiar democracia de Suiza, donde cuatro partidos de derecha e izquierda gobiernan en coalición desde hace 60 años, celebra este domingo unas elecciones donde la relación con la Unión Europea (UE) y las políticas para luchar contra el cambio climático han presidido la campaña.

Más de cinco millones de suizos están llamados a las urnas para elegir a los 200 miembros del Consejo Nacional (cámara baja) y los 46 del Consejo de los Estados (cámara alta), en unos comicios donde los sondeos prevén que los conservadores de la Unión Democrática del Centro (UDC) volverán a ser la formación más votada.

Las encuestas vaticinan que en el fragmentado mapa político suizo la UDC del actual presidente, Ueli Maurer, obtenga alrededor de un 27 % de los votos, mientras que el Partido Socialista Suizo de la vicepresidenta Simonetta Sommaruga sea el segundo con un 18 % de las papeletas.

En el otro extremo, los socialdemócratas señalan que no se puede dar la espalda a una UE que rodea Suiza y con la que tiene una relación no solo histórica, sino lazos económicos y comerciales irremplazables.

Los otros socios desde hace décadas en el Gobierno suizo, liberales y democristianos, podrían perder votos en unos comicios que según los analistas están más polarizados que en votaciones anteriores y por lo tanto perjudicarán a las formaciones de centro.

Desde 1959 el Consejo Federal está formado por una gran coalición de conservadores, socialdemócratas, democristianos y liberales. En la actualidad dos consejeros son conservadores, otros dos socialdemócratas, dos liberales y uno democristiano, aunque los verdes podrían entrar en esta "fórmula mágica", como es conocida tradicionalmente por los suizos, en detrimento de liberales o democristianos. (efe)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |