Última Hora

La Policía de Fronteras decomisó un cargamento de contrabando de licores en Penshurst de Limón.

Se incautaron 4180 unidades de diversos licores, entre ellos: vinos y cervezas.

Esta labor policial se logró gracias a un retén en carretera.

El conductor del vehículo que transportaba estos productos no portaba facturas.

En apariencia la mercadería la traía desde Sixaola, zona fronteriza con Panamá.