Última Hora

Una familia vivió minutos de angustia. Una niña de apenas 10 meses presentó dificultad respiratoria y se empezó a poner de color morado.

Un pedacito de un dulce se le atoró en la vía aérea. Al parecer, el hermano de la niña le habría dado el marshmallow.

Los médicos piden a los padres tener cuidado con este y otro tipo de alimentos que podrían generar una emergencia.

A la lista hay que agregar otros caramelos que, al igual que los marshmallows, son chiclosos y se podrían quedar atorados.

Una maniobra como esta salvó la vida de la menor. Es importante que usted conozca los procedimientos que existen en caso de obstrucción en las vías respiratorias.

La semana anterior otro niño murió por un caso similar, pero el objeto extraño fue un mamón chino.