Última Hora

Los All Blacks, que vencieron a Canadá 63-0, lograron el triunfo más amplio hasta el momento en la Copa del Mundo de rugby 2019, este miércoles en Oita (sur de Japón).

Los vigentes campeones lograron nueve tries, tres de ellos de mano de los hermanos Barrett (Jordie, Beauden y Scott), alineados por primera vez en el Mundial.

Era la primera vez que tres hermanos, los Barrett, representaban a los All Blacks en un mismo partido de Copa del Mundo y cada uno festejó el acontecimiento con un try.

El pequeño, Jordie, de 22 años, tras un pase de Mo'Unga; la "estrella" Beauden, de 28, tras un servicio de Sonny Bill Williams; y Scott, de 25, en la conclusión de una acción iniciada por Mo'unga.

"Fue verdaderamente difícil con esta humedad". En una frase, Kieran Read, el capitán de los All Blacks, señaló cuál era el mayor rival de la noche.

Bajo el techo del Oita Stadium, la humedad hizo que el balón estuviera resbaladizo.

Serios y aplicados, los All Blacks, que prácticamente se aseguraron acabar como primeros de la llave B al superar a Sudáfrica (23-13) el pasado 21 de septiembre, dieron un recital ante los canadienses, que nunca se rindieron.

"Fue en general una buena actuación", reconoció el técnico neozelandés, Steve Hansen, con una media sonrisa.

"Sobre todo al inicio del segundo período. Jugamos verdaderamente juntos y hemos practicado un bonito rugby, pleno de control", indicó.

Si hay un momento para retener en este partido, fue tal vez los diez minutos de perfección, acompañados de cuatro tries.

Nueva Zelanda se medirá el domingo a Namibia y posteriormente a Italia el 12 de octubre, antes de su eventual duelo de cuartos de final.

Los canadienses, de su lado, se enfrentarán al otro 'coco' de su grupo, los Springboks, el 8 de octubre, antes de terminar su Mundial contra Namibia el 13 de octubre.