Última Hora

Para evitar accidentes y mayores contratiempos, la Compañía Nacional de Fuerza y Luz debe reubicar entre uno y tres postes al día en diferentes sectores del país.

Durante el 2016 se reubicaron 200 postes, un año después fueron 250 y en los primeros tres meses de este 2018 ya se cambiaron de posición 127 postes.

Reubicar un poste tiene un costo de entre 1.5 y 2 millones de colones.

Los tres cantones donde se dan mayores reubicaciones son Belén, Santa Ana el cantón central de San José.

Casi siempre un 50% del pago lo cubre la CNFL  y el otro porcentaje la municipalidad correspondiente.