Última Hora

Hubo una época en la que, en las afueras de París, los artistas y bohemios decidieron instalarse en un barrio pequeño y alejado.

Las razones eran obvias: muchos colegas, renta barata y para completar, unas monjas se encargaban de producir el vino de la región. Eso atrajo a grandes leyendas del arte, lo que le da a Montmartre una significancia histórica y sentimental. 

Vigilando este panorama se encuentra, en una de las colinas más altas de París, la Basílica de Sacre Coeur, poseedora de una fascinante historia política y una impresionante arquitectura.

Todo eso es tan solo parte de lo que descubrimos caminando por París, lo invitamos a verlo con nosotros.