Última Hora

Mediante el 9-1-1 ingresó una llamada advirtiendo de una bomba o aparato explosivo en la Plaza de la Democracia donde se realizó el Traspaso de Poderes.

La alerta ingreso muy temprano en la mañana, inmediatamente se activó el protocolo correspondiente.

En ese instante no habían ingresado ni los invitados, ni tampoco los asistentes que tenían entradas en su poder.

Diferentes perros de la unidad canina especializados en búsqueda y ubicación de explosivos se encargaron junto a sus guías de revisar toda la Plaza de la Democracia.

Después de unos 15 minutos de una exhausta revisión se descartó por completo la alerta.

Eso si el protocolo de revisión se llevó acabo.

Las autoridades investigan si efectivamente esta fue una broma de mal gusto que hizo algún ciudadano.

Las labores de recopilación de datos se efectuarán para sancionar al responsable.