Última Hora

Costa Rica es un verdadero paraíso lleno de emocionantes destinos donde pasarla bien. Una de esas joyas poco visitadas es la Isla Chira, el lugar donde el bosque y la playa se pueden combinar fácilmente. 

Frecuentemente buscamos visitar sitios que nos ofrecen experiencias realmente diferentes y que nos saquen de la rutina, y la Isla Chira es sin duda uno de estos lugares

Aquí la vida se mueve a un ritmo diferente, la tranquilidad, el mar y el bosque seco convergen es esta paradisiaca Isla.

La Posada Rural La Amistad es una de las opciones para hospedarse, y apoyar un emprendimiento de mujeres de la comunidad. 

Este albergue tiene una particularidad, aquí los mejores productos del mar se cocinan con la energía del sol. 

Recorrer la Isla en bicicleta, realizar caminatas, observar aves, adentrarse en el mar para aprender sobre la pesca artesanal o bien crear su propia bisutería con artesanas locales, son actividades que usted puede disfrutar en este destino.

Una actividad imperdible en su viaje, es un tour por los manglares del golfo de Nicoya, desde aquí se puede conocer y explorar este magnífico ecosistema, el cual es uno de los más amenazados de Costa Rica.

Al caer la tarde, el cielo se llena de colores, y es ahí donde se forman atardeceres que son simplemente mágicos.

Hasta aquí se puede llegar por lancha desde Costa de Pájaros o bien a través de Playa Naranjo. Hay un bote público que lo llevará por unos 2 mil colones y dura solamente 45 minutos.

Si busca un destino rural y económico, donde disfrutar de un buen pescado, y relajarse junto al mar sin dejar la montaña la Isla Chira le espera.