Última Hora

Por René Rojas

Eran las 3:30 de la tarde de este lunes cuando el presidente electo Carlos Alvarado llegó junto a su familia a la Basílica de Los Ángeles para visitar a la virgen.

Con su llegada, niños, jóvenes y adultos mayores que se encontraban en la plazoleta lo recibieron con mucha alegría.

Ya en el altar mayor del templo los obispos de Cartago José Francisco Ulloa y Mario Quirós le dieron la bienvenida.

De una manera seria y pensativa permaneció en frente de la virgen de Los Ángeles junto a su esposa en un momento de oración.

Al finalizar la visita su madre Amelia Quesada se mostró complacida por la promesa que le cumplió su hijo este lunes.