Última Hora

Los médicos acusados de contactar a personas pobres para extraer ilícitamente sus órganos para venderlos irán a juicio en setiembre próximo.

Ellos fueron detenidos tras una investigación en el año 2013.

El banquillo de los acusados recibirá a cuatro médicos de la CCSS y a un empresario griego.

Todos fueron vinculados con una investigación que el OIJ realizó.

En esta se determinó que al parecer los funcionarios contactaban personas de bajos recursos a los que les extrajeron órganos que eran vendidos.

Por ese procedo médico se les pagaban alrededor de ₡2 millones.

En octubre de 2013 agentes de la sección de delitos contra la vida del OIJ y la Fiscalía detuvieron a tres de los médicos en el hospital Calderón Guardia.

El 18 de junio pasado, el jefe de Nefrología del mismo centro médico, así como un oficial de la Fuerza Pública, fueron también detenidos por este caso.

Como parte de la investigación se maneja que al parecer el especialista utilizaba una clínica privada para hacer los trasplantes.

Al menos 14 personas fueron sometidas a las intervenciones para que se les extrajera uno o más órganos.

Por este caso el Ministerio Público presentó la acusación contra los imputados desde finales de 2015.