Última Hora

El salir adelante y luchar por una mejor vida depende de cada persona, así piensan algunos privados de libertad y sus familiares.

Vea: Prisioneras aceptan su dura realidad tras las rejas y piden a la población que valore la libertad y el amor de su familia

Para ellos cada día que inicia es una nueva oportunidad para aprender a valorar lo que un día no vieron tan importante: la libertad, el trabajo o el simple hecho de dormir en el techo de un hogar.

Alejandra, Karla y Xinia tienen claro que están en la cárcel para cumplir su condena y que será en este lugar donde permanecerán durante muchos años, todas decidieron aceptar su nueva vida y en lugar de caer tomaron la decisión de levantarse.

Vea: Reas con las penas más altas luchan por aceptar su nueva vida en una dura realidad carcelaria

Actualmente Alejandra trabaja en la biblioteca del centro penal, Karla es la encargada de un área donde hacen ampos y Xinia es parte de las que los fabrican.

Ellas aceptaron ser entrevistadas por Telenoticias no solo para contar la forma en que sus vidas cambiaron tras una sentencia, también lo hicieron para hacernos entender que en esta vida existen muchas cosas que no se compran entre eso la libertad y el amor de los seres queridos.

Vea: Familiares de los privados de libertad también se vuelven presos junto con ellos

Todas afirman que si pudieran devolver el tiempo cambiarían muchas cosas y que si hoy tuvieran unos minutos de libertad harían lo que hace mucho no pueden hacer.

Lo que ellas piden hoy coinciden en lo mismo que desean las familias de los privados de libertad que conversaron en este reportaje.

Solo quieren que no se les señalen, no se les juzgue y que disfruten de la libertad, por que como afirman hoy son ellos los prisioneros que están contra el tiempo del reloj pero mañana podríamos ser cualquiera de nosotros.