Última Hora

El británico Lewis Hamilton, de la escudería Mercedes, declaró este jueves que desea un duelo "rueda a rueda" contra el alemán Sebastian Vettel, de Ferrari, ganador del Gran Premio de Australia, el primero de esta temporada. 

"Anhelo este tipo de lucha", señaló Hamilton en alusión a su rivalidad en los karting: "La mejor forma de correr, puesto que estás rueda a rueda desde el principio hasta el final".

"Me muero de ganas por que vuelva ese día otra vez y espero que llegue para Sebastian y para mí", prosiguió el triple campeón del mundo (2008, 1014, 2015).

"Nosotros (Mercedes) queremos estar en cabeza y tenemos una verdadera batalla entre las manos. Esto nos hace concentrarnos más en nuestras debilidades", comentó Hamilton.

La victoria de Vettel en Australia muestra señales de que Ferrari puede ser un serio adversario de la escudería alemana. "Esto alimenta más aún el fuego", subrayó Hamilton.

Además, el segundo piloto del constructor italiano, el finlandés Kimi Räikkönen consiguió la cuarta posición en el país oceánico, por lo que Ferrari lidera la clasificación de escuderías con 37 puntos, con cuatro puntos de ventaja sobre Mercedes.

"Es sólo la segunda carrera, no puedo predecir lo que pasará", precisó Hamilton, aunque vaticina "una dura lucha desde principio a fin".

Vettel contrario a los cambios 

"Es un error cambiar demasiado", señaló este jueves el alemán Sebastian Vettel, de la escudería Ferrari, mientras que el nuevo propietario estadounidense de la Fórmula 1, Liberty Media, promete transformar la disciplina para darle más atractivo.

El cuádruple campeón del mundo (2010-2013) considera que reducir el formato de las carreras para adaptarlas a los hábitos de los más jóvenes, uno de los temas mencionados, rebajaría su interés deportivo.

"El Gran Premio es el Gran Premio. Lo que siempre fue. Las carreras eran incluso más largas si miras al pasado y esto debería seguir siendo un desafío", dijo Vettel en una rueda de prensa antes del Gran Premio de China, la segunda prueba de la temporada.

"Pienso que reducirlas les daría más emoción, pero ya no sería un Gran Premio", prosiguió el piloto, de 29 años.

"Puede ser que sea de la vieja escuela en muchos sentidos. Creo que algunas cosas no deberíamos cambiarlas. Pienso que es un error cambiar demasiado", subrayó Vettel.

El gigante estadounidense de comunicación Liberty Media tomó el control de la Fórmula 1 en enero, tras cuatro decenios bajo el reinado del británico Bernie Ecclestone, con el objetivo de añadir más atractivo a la competición, que está perdiendo público.

El aumento del número de carreras también se está barajando como otra medida para captar a los jóvenes.

Nuevas normas entraron en vigor en 2017 como monoplazas más largos y otro tipo de neumáticos que permitan multiplicar el espectáculo, aseguran sus promotores.