Última Hora

Industrias Infinito irá hasta las últimas consecuencias por su demanda de $1092 millones, que según la empresa, corresponden a inversión hecha en nuestro país.

La empresa canadiense asegura que el gobierno se ha hecho de oídos sordos, pese a que la denuncia interpuesta es muy cuantiosa, y no descansarán hasta que tengan respuesta.

El reclamo fue directo también para el Ministro de Ambiente René Castro, y sobre todo califican de irresponsable a los funcionarios.

Ya que aseguran que Costa Rica se volvió peligrosa para la inversión de extranjera, por el exceso de trámites y la facilidad para traerse abajo un proyecto de concesión.

La empresa también descalificó declaraciones de los diputados del PAC, Claudio Monge y Yolanda Acuña. Incluso al primero le solicitaron el levantamiento de inmunidad.

Para Infinito Gold, no existe un cierre de la mina. Por lo tanto seguirán hasta ser indemnizados tras los fallos de magistrados y el Tribunal Contencioso Administrativo.