Última Hora

A pesar de la resolución de la Contraloría, el gobierno no entierra el proyecto de la refinería china.

Así dejó en claro el Ministro de Ambiente y Energía que el gobierno aceptará lo ordenado por la Contraloría General de la República.

Pero lejos de dar por muerta la iniciativa, el Poder Ejecutivo insiste en mantener con vida la idea de una refinería en conjunto con China.

Por tal razón se le ordena a RECOPE desarrollar un plan b en un periodo de seis meses.

Esa propuesta debe incluir una licitación internacional para un nuevo estudio de factibilidad e incluir biocombustibles como opción para el consumidor.

Castro señaló que si bien es cierto se pierden los recursos invertidos en el estudio rechazado por la contraloría, en el futuro se pueden utilizar planos de ingeniería y diseño ya existentes.

A la fecha el gobierno ya invirtió 50 millones de dólares en estudios para este proyecto. Además, lo dicho este jueves en la Contraloría, tuvo sus consecuencias en RECOPE.

Castro confirmó la renuncia a su cargo del jerarca Jorge Villalobos, principal defensor del proyecto.
En un comunicado de prensa, RECOPE señaló que acata lo dicho por el ente contralor.

También señala que inicia el proceso para presentarle al Ejecutivo el plan b solicitado.

Por ahora se desconoce quién asumirá la presidencia de RECOPE luego de la renuncia de Villalobos.