Última Hora

La expresidenta Laura Chinchilla no teme que las malas gestiones en la trocha fronteriza afecten el fallo en la Haya el miércoles.

Ella confía plenamente en que las denuncias y gestiones que hizo su Gobierno en octubre de 2010, se inclinen de forma positiva en la sentencia.

Incluso cuando en su administración se ventilaron supuestos malos manejos de los 25 mil millones para construir la ruta y los supuestos daños que acusó Nicaragua en el río San Juan.

La exmandataria se reunió este lunes con los diputados de Liberación Nacional en el Congreso, donde expuso su panorama para el desenlace del conflicto.

Chinchilla no escondió la etiqueta de la corte salomónica, como se le califica desde algunas ópticas a los jueces en la Haya.

La pugna por la soberanía de isla Calero y el impacto en la construcción de la ruta 1856 verán la luz el miércoles con el fallo.

El gobierno costarricense acatará cada extremo del fallo.