Última Hora

Los que viven en ciudad, han oído hablar de que las casas de antes tenían el piso de tierra y la cocinita de leña.

Pero no todo el mundo ha tenido la oportunidad de conocer cómo vivieron nuestros abuelos.

En San Carlos, a más o menos una hora de La Fortuna, hay una familia que vive tal y cómo la hicieron los ticos hace muchos años.

Se trata del hogar de Pedro Carrillo, un sancarleño que vivió hasta los 103 años, y aunque ya falleció, su legado de vivir con lo necesario, sin grandes lujos, aún sigue vivo.

Conozca todos los detalles en el video adjunto a la nota.

Para visitarlos puede llamar al 2479-8200.