Última Hora

La Municipalidad de San José sostiene que las múltiples inundaciones ocurridas ayer no tuvieron su origen en un fallo del sistema de alcantarillado de la capital.

Mario Solórzano, jefe de la Unidad Pluvial del ayuntamiento, dijo que el martes se vivió “un evento extraordinario” con una cantidad de lluvia que no se había visto.

Según Solórzano, al llegar los ríos a su máximo de capacidad y desbordarse, el sistema de alcantarillado no tenía cómo desaguar y las aguas se devolvían.

“Se han dado anteriores eventos donde tenemos que asumir la responsabilidad, pero el evento de ayer es extraordinario”, dijo.

Eso sí, el funcionario reconoció que en San José “sin lugar a dudas” existe un rezago en el sistema de alcantarillado pluvial, que “data de 70 o 100 año” en algunos casos, y en determinado momento no tiene “la capacidad de soportar”.

“La ciudad de San José hace 40 años tenía menos de la tercera parte desarrollada y existía casi el doble de las áreas verdes, al desarrollarse construcciones impermeabilizan el suelo”, consideró.

Solórzano hizo hincapié en que la basura que llega al sistema de alcantarillado pluvial empeora la situación, pues crea presas que impiden que el sistema no funcione.

“Nuestra unidad recoge y deposita en los rellenos sanitarios aproximadamente tres vagonetas de basura todos los días que se extrae del sistema pluvial”, explicó.