Última Hora

Familiares de jugadores de la Selección Nacional Sub-17 se reunieron este jueves para observar el duelo frente a Rusia (1-1), correspondiente a la segunda jornada de la fase de grupos del Mundial de Chile.

Tensión, nerviosismo y alegría mantuvo a padres y madres de los futbolistas al borde de la silla. Al final, a pesar del empate, la satisfacción embargó la sala. 

“Estuvo muy disputado. Muy buen partido y esperemos clasificar”, dijo Julio, padre de Andy Reyes.

Por su lado, Marcela Solano, madre de Jonathan Martínez, señaló que “no era lo que queríamos, pero empatar también es bueno”.

Lo invitamos a reproducir el video adjunto y observar más detalles sobre esta información.